Tinedo Guía: Sigue la presión sobre los medios

Por:
dom, 26 de jun de 2016 a las 21:03:16PM VET
Pinext

Tinedo guia

Tinedo Guía, es una de las figuras más reconocidas y respetadas del periodismo venezolano, ha ocupado parte de su vida a la locución, la escritura y el canto. Fue ancla del noticiero de la antigua planta televisiva RCTV, y en el año 2013 es designado presidente del Colegio Nacional de Periodistas (CNP), cargo que ejerce actualmente.

En el desempeño de sus funciones, Guía ha estado al frente, junto con el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa (Sntp) y Organizaciones no Gubernamentales como Provea y Espacio Público, en las acciones de defensa al derecho a la información y la libertad de expresión, así como en amparar a cada uno de sus agremiados por las acciones violentas de la que han sido víctimas.

Sin aspavientos, pero de manera firme, como es su estilo, Guía lamenta que la Fiscalía no haya encontrado a ningún responsable de las decenas de agresiones, acosos y persecuciones a periodistas y fotógrafos, en los últimos años.

¿Cómo aprecian ustedes la presión hacia los periodistas?

−Hay muchas presiones para los ciudadanos del gremio. De las agresiones y limitaciones al ejercicio de la libertad de prensa y al ejercicio del periodista, la pérdida de equipos en el cubrimiento de algunas acciones públicas y los ataques que han tenido, tengo que decir que desde que este proceso revolucionario comenzó, prácticamente iniciaron las agresiones contra los periodistas. Les han hecho detenciones, los han amenazado de muerte por poner un tuits o simplemente por colocar alguna información. Han recibido presiones de los que mal llaman “colectivos” que no responsabiliza a la Policía Nacional Bolivariana, ni a la Guardia Nacional directamente, estos civiles armados que han tenido entrenamientos de armas largas, pueden llamarse paramilitares que, al servicio de este proceso han venido actuando en contra de los profesionales del periodismo.

¿Cómo actúa el CNP ante estos ataques?

−Nosotros como Colegio, entendemos que tenemos que ir a lo institucional, es decir acudir al Ministerio Público, que es el tribunal competente junto con la Defensoría del Pueblo. De hecho, nosotros le mandamos hace un año, una carta al defensor del Pueblo, Tarek William Saab, solicitándole una audiencia para explicarle la situación que están viviendo los comunicadores, pero hasta la fecha no ha sido respondida. En la Fiscalía nos hemos reunido con tres fiscales para tratar el caso de los últimos 19 periodistas que fueron agredidos en los alrededores del CNE, donde ahora dicen que la agresión no provino de los colectivos.

¿Ha habido respuestas por parte de estos organismos?

−Ellos nos han garantizado la investigación, pero hasta ahora no habido ningún resultado que haya dado la Fiscalía, no hay ninguna sanción para nadie, ningún detenido y ningún acusado. Ni colectivos, ni Policía Nacional Bolivariana, ni de la Guardia Nacional Bolivariana. De manera que queremos pensar de buena fe que se está trabajando en la investigación.

¿Cómo valora la actuación de la Fiscalía?

−Nula, totalmente. Lo que puedo decir es que no han evacuado ninguna acusación contra nadie, eso se ha quedado en el limbo, después hablan de violencia, y resulta que la violencia la están propiciando de un solo lado.

¿Cuántos ataques se han reportado durante este año contra los periodistas?

−Este año van 34 periodistas agredidos, hay ataques con disparos de perdigones, una periodista que se llama Mildred Manrique, otro caso fue el de la periodista Osmary Hernández, pero ella no quiso denunciar. Ese es otro problema, que los periodistas no creen que la Fiscalía vaya a actuar y por lo tanto no denuncian, entonces son agredidos y se queda así, porque piensan que igual no va a pasar nada. En cuanto al tema de la censura,

¿Cómo están los medios de comunicación?

−La principal censura que hay en la actualidad es la gubernamental, la línea editorial del gobierno, los periodistas de los medios públicos, ellos son a quienes más le limitan la libertad de expresión. Yo tengo mucha preocupación, por ejemplo los empleados de ANTV es un caso muy importante, sucede que el entonces presidente de la AN, Diosdado Cabello dijo que el canal era para los trabajadores. Tenemos entendido, según Conatel que la frecuencia es propiedad de la AN y esta institución no goza del control actual de ANTV porque el presidente de ese canal, Darío Vivas, desmanteló el canal y se llevó los equipos y está transmitiendo como clandestinamente quien sabe de dónde. Nosotros en el Colegio recibimos a un grupo de empleados de esta cadena televisiva, quienes pidieron nuestros buenos oficios para lograr que su dinero se les pague.

¿Ha disminuido la polarización, al menos de los medios privados?

−Yo creo que sí, creo que hay una flexibilización. Hay una apertura para poder informar con mayor propiedad para analizar las situaciones políticas del país, porque evidentemente antes hubo dos bloques, uno que apoyaba el proceso revolucionario, y otro que estaba en franca línea crítica. Hoy en día, estamos tratando de informar un poco más, pero hay que recordar que la limitación está dada en el sentido de que la Ley Resorte limita mucho los medios radioeléctricos, por ejemplo, la inmediatez de la información se perdió completamente.

¿Cómo marcha la renovación de concesiones en los medios audiovisuales?

−Nosotros desde el mes de abril comenzamos a hacer visitas a algunas instituciones del Estado, el 3 de abril, estuvimos en la Comisión Nacional de Telecomunicaciones (Conatel) y llevamos una carta con una serie de peticiones de por qué razón las frecuencias de distintos medios no han sido renovadas, entonces nos prometieron respondernos por escrito, todavía estamos esperando esa respuesta de William Castillo, con quien nos reunimos abiertamente.

¿Que están solicitando en ese documento?

−La renovación de las concesiones. En esa conversación con William Castillo, él nos dijo que había aproximadamente 200 emisoras que estaban en proceso de renovación de la concesión porque hay muchos propietarios de la frecuencia que no es una concesión sino un permiso que otorga el Ministerio para que tú puedas operar una frecuencia radioeléctrica, y que muchos habían fallecido, entonces, estaban en ese proceso porque cómo no es heredable, había que hacer una nueva solicitud. Nosotros por supuesto planteamos que para una concesión radioeléctrica dos años no es nada, porque no te da tiempo ni de vender unos comerciales cuando ya tienes que solicitar la renovación. Por ello, nos reunimos con la Comisión de Medios en el Palacio Legislativo para participar en esta reforma de la Ley de Telecomunicación.

¿Qué plantean en esta reforma de Ley?

Propusimos que lo mínimo que debería tener esta reforma parcial de la Ley de Telecomunicación es la de conceder un permiso de transmisión por lo menos de 5 años, para que tenga posibilidades de estabilidad laboral para los trabajadores, para los periodistas, locutores, técnicos y para que tú puedas tener una proyección a futuro, que es la fidelidad de la audiencia, así cuando vayas a las mesas de publicidad ofrezcas una garantía de audiencia, esta sea atractiva para quien va a anunciar. Pasa lo mismo para la televisión, en este caso tiene escasos cinco años. Cuando se trata de una inversión mil millonaria como lo es una planta de televisión,

¿cuándo se recupera la inversión en este lapso?

Es una consulta que se le hizo a la Comisión de Medios. También vamos a participar en la reforma de la Ley resorte.

 

¿Las plantas de televisivas están funcionando con permiso?

-Globovisión por ejemplo, tiene una condición, cuando falleció Luis Teófilo Núñez, que era socio de Guillermo Zuloaga, afortunadamente la frecuencia estaba a nombre de los dos, la televisora pudo seguir al aire porque se hizo una venta que avaló Conatel a Zuloaga. Venevisión y Televen recibieron una renovación de 5 años. Por cierto la de Venevisión ya está por vencerse, o se venció, Televen tiene un poquito de vida. Pero es una gran inseguridad que le permite al gobierno presionar. Hay un grupo de periodistas que impulsó la ley vigente del año 1997, fundadores del CNP que hoy en día impulsan una visión totalmente distinta, y reniegan del Colegio.

¿Qué opina?

−Muchos de ellos consideraron que el CNP en el tiempo que ellos fueron dirigentes gremiales le pertenecían, como una especie de reducto político dentro del cual la izquierda, defendía inclusive desde las cátedras universitarias porque muchos de ellos fueron profesores del derecho a la libertad de expresión, el derecho a la opinión, a la información, pero que ahora lo consideran como un grupo de medios independientes, y que ese grupo es un tanque de guerra contra el proceso revolucionario. Desde allí, ellos quieren controlar todos los medios públicos, de hecho que no hay mayor censura que la que tienen los periodistas de los medios públicos. −De manera que es una gran ironía. Siempre fueron unos grandes falsos, que se agarraron de querer imponer una ley del ejercicio del periodismo con mucha lucha por cierto, para que el periodismo fuera respetado. Ellos muy hábilmente reforzaron la ley de telecomunicaciones, introdujeron tres artículos, 109, 280, 281 para poder introducir la ley Resorte, que es la gran ley de censura que hay en Venezuela, ellos se agarran de esta ley para censurar, atacar y menospreciar a los periodistas. Muchos de ellos han hecho silencio ante las agresiones y consideran que el CNP no debería existir porque es un gremio a parte ha crecido, ha aumentado su prestigio, es un organización profundamente gremial que cómo pienses políticamente allí vas a tener cabida.

¿Cuál es la situación actual con el papel? −

El problema persiste. Por lo menos El Carabobeño no ha recibido papel. Muchos medios han bajado la paginación, y en la medida que se le reduzcan espacios a la información a la noticia, en esa medida estas censurando el trabajo periodístico. Ahora, la Corporación Editorial Alfredo Maneiro, es un monopolio con la bobina de papel, esas bobinas las entregan actualmente a quienes son inherentes al gobierno actual, al proceso revolucionario, porque aquellos que tienen una línea crítica esos no reciben papel, reciben algunas otras cosas en sus fachadas que no son precisamente papel.

YO RADIÉ LA MÚSICA DE MADURO" Frente al presidente Nicolás Maduro, quien en más de una oportunidad lo ha mencionado públicamente, Guía reveló que fue el único que radió la música del mandatario, cuando era rockero. “Yo no tengo problemas con él, personalmente, tengo problemas con lo que él está haciendo, me parece que es un desastre”, señaló. Recordó que en el tiempo que trabajó para Radio Capital, Maduro formaba parte del grupo musical “Enigma”, por lo que llevó su disco a la emisora, siendo él junto a Iván Loscher los únicos que pusieron a sonar su música. “A veces pedían el disco y lo poníamos, pero no fue un éxito”, comentó aunque no pudo recordar el nombre de la canción. 2016-06-26


-