Condiciones de vida en dictadura

Por:
Tue, 14 Jul 2020 20:57:10 -0400

Acaba de ser publicada el día 07-07-2020, el resultado de la encuesta nacional sobre condiciones de vida del venezolano (ENCOVI), a través de un equipo multidisciplinario de la Universidad Católica Andrés Bello (UCAB), coordinado por los Dres. Anitza Freitez y Luis Pedro España (Proyecto Pobreza ACPES),  con apoyo del Banco Mundial y del BID, realizada con el apoyo de más 130 personas, en más de 16.000 hogares, con más de 9.000 entrevistas, durante el plazo  comprendido desde el mes de noviembre del 2019 hasta marzo del 2020, sobre 13 ejes temáticos.

El estudio realizado revela sin lugar a dudas la destrucción acumulada en calidad de vida del venezolano, que guarda relación directa con el régimen totalitario, no solamente por su falta de experticia, inexistencia de rendición de cuentas, de transparencia, sino además por la corrupción alarmante, y el fracaso estrepitoso de políticas públicas, que es una drama nacional, en las siguientes áreas

  1. Pobreza: 79,3 % de los venezolanos no tienen cómo cubrir la canasta de alimentos. Venezuela ya no es comprable con otros países vecinos, por el contrario somos el país más pobre de América, y nos acercamos a algunos países del continente africano. El estudio revela que nos encontramos en “posición inimaginable”.
  2. Inseguridad alimentaria: 88 % de los encuestados afirmó que se preocupó porque los alimentos se acabaran en su hogar, mientras que 57 % dijo que se había quedado totalmente desabastecido en algún momento.  
  3. Desnutrición crónica: talla baja alcanzó a 30 % de los niños (639.000 aproximadamente) menores de 5 años, un porcentaje que en la región está solo por encima de Guatemala (46,7 %). De acuerdo a la investigación esta cifra está más cercana a las del continente africano, donde Nigeria y Camerún presentan porcentaje similares: 33 % y 31,7 %, respectivamente.
  4. Nueva demografía: Se aceleró el envejecimiento de la población, ya que entre 2015 y 2020, la cantidad de mayores de 60 años subió de 10 a 12 %. Al mismo tiempo, se detectó que hay una mayor cantidad de hogares unipersonales así como también una feminización de la jefatura de las viviendas.
  5. Jefatura de los hogares: la tasa de mortalidad infantil es de 26 por 1.000 en lugar de 12, lo que sitúa al país en el mismo panorama por el que atravesaba entre 1985 y 1990. Además, quienes nacieron en el último quinquenio, vivirán 3,7 años menos a lo pronosticado en las proyecciones de la tiranía.
  6. Educación:  1,7 Millones de personas (entre los 3 y 24 años) menos en todo el sistema educativo. El grupo etario más afectado por este fenómeno es el de 18 a 24 años, correspondiente a la educación universitaria, cuya demanda bajó a la mitad en los últimos cinco años. Todo conduce al crecimiento del riesgo de inclusión entre quienes no asisten regularmente a clases y registran un severo rezago escolar. Apenas 15% de la población estudia en instituciones pagas.
  7. Empleo: Hasta un 43% de los hogares del país reportan imposibilidad de trabajar o pérdida de ingresos. 44% de la Población de 15 años y más es económicamente inactiva.
  8. Emigración: La búsqueda de trabajo ha sido fundamentalmente la principal razón para dejar el país, pero la reagrupación familiar va adquiriendo relevancia. 19% de los hogares reportan que al menos uno de sus integrantes emigró a otro país.
  9. Población: De 32 millones de venezolanos se redujo a 28 millones, con mayor aceleramiento del envejecimiento.
  10. Impacto sobre transferencias recibidas en hogares: Transferencias gubernamentales: El 25% de los hogares declararon recibir transferencias de instituciones públicas entre octubre y febrero del 2020,  y aumentó al 52% en marzo/abril. El promedio de esas transferencias (bonos) es de 5$. Transferencias privadas aumentaron levemente de 6% a 7% del total de hogares. Las remesas se redujeron del 9% al 5%.
  11. Covid 19: No hay forma de saber el tamaño de la crisis sanitaria que se avecina. Los niveles de pobreza por reducción del consumo pueden estar aumentando. Los hogares necesitarán más ayudas. Incremento de los ayudas gubernamentales y reto de que las transferencias futuras sea en divisas. Incremento de las ayudas intrafamiliares, también en divisas. Presión por aumento de las remesas internacionales. 

Desde la perspectiva de los citados indicadores, es impactante la pobreza de ingresos, tomando en consideración que el despotismo no produce cifras oficiales, sino el oscurantismo, la hegemonía comunicacional como estrategia de control en Venezuela. Sin embargo, las universidades (UCV-USB-UCAB) asumieron un reto esperanzador al desarrollar líneas de investigación (ENCOVI) para proponer soluciones en base a un diagnóstico completo y actualizado.

El aumento exponencial de la pobreza  es alarmante: 70 % del PIB se perdió del 2013 al 2019. El estudio desenmascara las mentiras dictatoriales, ya que no existe riqueza a repartir, ni bienestar por disfrutar.

No es un problema de desigualdad según explica pormenorizadamente con argumentos científicos el Prof. Luis Pedro España. Por esto se multiplicó la pobreza a partir del 2014 de forma exponencial.

Es una locura que la hiperinflación que tenemos (3.365 % para marzo 2020), y el ingreso diario promedio es de $0,72 para cada trabajador ya que se destruyeron las fuentes formales de empleo. Es una realidad dantesca la pobreza extrema que padecemos, cuyos datos son inocultables (33 % en hogares a 65 %), bajo una flagrante usurpación de un tirano que se hace llamar “obrero”.

Aunque el panorama de la inseguridad alimentaria sea desolador, insistimos que es necesario mantener la esperanza y la fe, en el camino a recorrer, de forma pacífica, apoyando el trabajo, los valores, de las academias, universidades, gremios; en este sentido cobra relevancia el papel de los periodistas, del Colegio Nacional de los Periodistas (CNP), de los defensores de los DDHH, de la libertad de información, de los docentes, de la sociedad civil, especialmente la conciencia ciudadana en exigir en la calle, la materialización de un cambio político Vs un gobierno de facto que pretende perpetuarse en el poder, a través de fraudes electorales bajo maquillaje de poderes sumisos (TSJ-CNE-MP).

Viejas prácticas despóticas del populismo e improductividad, de la destrucción de la industria, del sometimiento, de la defensa de la propiedad privada, en contraposición con el empuje de millones de ciudadanos, para recuperar la democracia en Venezuela.

Twitter @andresraulpaezp

https://www.caraotadigital.net/opinion-1/condiciones-de-vida-en-dictadura

 


-