La alianza por la Libertad de Expresión solicita la presencia de la CIDH-OEA

Por:
Fri, 07 Mar 2014 04:17:19 -0430

La Alianza por la libertad de expresiónpide que se realice una evaluación de los derechos humanos y la libertad de expresión, tras la medida contra RCTV Internacional.
La organización fue acompañada por un grupo de ciudadanos y periodistas encabezados por el presidente del Colegio Nacional de Periodistas, colegas de RCTV y también estuvo presente José Dacre, mejor conocido como “Maraco”
Comunicado en puertas
Echeverría, quien encabezaba la comisión que entregó el documento,  calificó como cordial el encuentro de 45 minutos que sostuvieron con representantes de la OEA.
El presidente del CNP considera que el encuentro sirvió para ratificar que los organismos internacionales están al tanto de las limitaciones de la libertad de expresión en Venezuela.
Indicó que durante la reunión trascendió que en los próximos días la Comisión Interamericana de Derechos Humanos va a emitir un informe, en el que fija su posición sobre la salida del aire de RCTV Internacional, el caso de Gustavo Azócar, que tiene más de 170 días presos, las agresiones de los periodistas de la Cadena Capriles, ocurridas hace seis meses, y el cierre de las 34 emisoras de radio.
Echeverría indicó que este sábado el CNP convocó a un secretariado nacional ampliado en la Federación Médica Venezolana, a las 10:00 de la mañana. El domingo, la Alianza por la Libertad de Expresión está organizando una misa por la libertad en la plaza Brión de Chacaito a las 12:00 del mediodía.
A continuación el texto entregado:
Caracas, 29 de enero del 2010
Señor
José Miguel Insulsa
Secretario General
Organización de Estados Americanos
Referencia: Situación del derecho humano a  la libertad de expresión en Venezuela
Estimado señor:
Las organizaciones sociales, gremiales, académicos,  integrantes de la sociedad civil venezolana que suscriben la presente, acudimos a usted con el objeto de manifestarle nuestra preocupación por los graves hechos que en la actualidad afectan negativamente la institucionalidad democrática,  la realización de los derechos humanos en Venezuela y al mismo tiempo solicitar acciones concretas al conjunto del sistema interamericano.
El pasado 23 de enero de 2010, a la medianoche, las operadoras de servicios de televisión por suscripción, cumpliendo un mandato del gobierno venezolano suspendieron la difusión de seis canales de televisión [Nota:1]. Este hecho no constituye un evento aislado, sino que está enmarcado en una política sistemática que procura la reducción de los espacios de deliberación pública manifiesta en la persecución a los medios y voces que mantienen visiones críticas y/o independientes al poder gubernamental.
Las continuadas descalificaciones públicas a medios y comunicadores, son catalizadoras de diversos actos de agresiones contra reporteros y personal técnico que se realizan en el marco de una impunidad generalizada. Igualmente se aplican procedimientos administrativos, tributarios y de otra índole a medios de comunicación críticos de un modo groseramente discriminatorio, orientados a torcer sus líneas editoriales en función de los intereses del partido de gobierno.
Ello alimenta mecanismos perniciosos de autocensura que vulnera el derecho a la información al conjunto de la sociedad venezolana.
Este hecho, junto a otras demandas de sectores importantes de la sociedad venezolana, derivó en múltiples manifestaciones en las calles de diversas ciudades venezolanas, en la que persiste la aspiración que se revierta esta decisión que reduce el vigor del debate en la esfera pública. Estas manifestaciones están siendo reprimidas con la utilización de gases tóxicos, la persecución penal a los participantes y la descalificación pública de quienes participan en ellas.
El cierre de estos canales de televisión, y especialmente RCTV internacional, se produce en un año en que están previstas elecciones para la renovación de los parlamentarios de la Asamblea Nacional y ello se traduce en la reducción de las posibilidades comunicativas para los candidatos que expresan visiones distintas a las del actual gobierno nacional y en severas limitaciones para las personas que desean conocer sus planteamientos y agenda política.
La Carta Democrática Interamericana en su artículo 3, establece que “Son elementos esenciales de la democracia representativa, entre otros, el respeto a los derechos humanos y las libertades fundamentales; el acceso al poder y su ejercicio con sujeción al estado de derecho; la celebración de elecciones periódicas, libres, justas y basadas en el sufragio universal y secreto como expresión de la soberanía del pueblo; el régimen plural de partidos y organizaciones políticas; y la separación e independencia de los poderes públicos”.
Y en su artículo 4, establece que la libertad de expresión y de prensa es un componente fundamental para el ejercicio de la democracia. Consideramos que dado el compromiso hemisférico expresado en la Carta Democrática Interamericana y en numerosos acuerdos y declaraciones suscritas en el seno de la OEA  y documentadas las restricciones existentes para las garantías judiciales e institucionales a los Derechos Humanos y la Libertad de Expresión contenidas,  en numerosos informes de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos y sentencias de la corte interamericana de derechos humanos, y  conocidos los anuncios gubernamentales de aumentar la represión y ausencia de canales de interlocución al interior de la sociedad venezolana.
Solicitamos:
1.- Considere los distintos elementos de este caso y adopten una resolución manifestando su preocupación por la situación de la libertad de expresión en Venezuela
2.- Realice una exhortación al gobierno venezolano para que efectivamente otorgue su anuencia a una visita in loco para conocer y documentar ampliamente la situación actual de los derechos humanos en general y de la libertad de expresión en particular
.3.- Recuerde al Estado venezolano la obligación de dar cumplimiento a las sentencias y medidas provisionales y cautelares dictadas por la Corte Interamericana de Derechos Humanos y la Comisión Interamericana de Derechos Humanos.
Las organizaciones y personas  que suscriben la presente valoran el rol fundamental desempeñado por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (la Comisión) para alcanzar importantes avances en la vigencia de los derechos humanos en el Hemisferio y en la visibilización de los obstáculos que la han postergado o impedido.
Por ello reivindican la necesidad de aumentar su eficacia y repercusión en el ámbito de las otras instancias de la Organización de Estados Americanos.
Suscriben esta comunicación:
Colegio Nacional de Periodistas; Colegio Nacional de Periodistas Seccional Caracas, Espacio Público, Expresión Libre, Reporteros Sin Frontera, Instituto de Prensa y Sociedad, Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa, Federación Internacional de Periodistas, Instituto de Investigación de la Comunicación, Centro de Derechos Humanos de la UCAB, Somos Radio, Ciudadanía Activa, Radio Bemba, Profesores de las Escuelas de Comunicación Social, Estudiantes de las Escuelas de Comunicación Social, Revista de Comunicación SIC, Trabajadores de RCTV Internacional
Vía: Prensa CNP, con información de El Universal|29 de enero de 2010

 


-